Busqueda Avanzada
Buscar en:
Título
Autor
Cuento
Ordenar por:
Mas reciente
Menos reciente
Título
Categoría:
Cuento
Categoría: Tradicionales

Mi abuelo

La muerte de la abuela causó un aflicción espantosa en el abuelo, lo único y lo más importante que él tenía se había ido.
La muerte, cual misterioso viento se llevó a aquella compañera, que había combatido junto con él, las diferentes batallas de la vida. El adiós, había sido para siempre, y el abuelo jamás lo pudo entender. De allí en adelante, su recuerdo lo atormento y siempre estuvo con él. La cruenta reminiscencia lo castigaba, y la memoria con infatigable maldad hacia su trabajo y él, nunca supo del olvido . Para el abuelo, ella seguía cantando, aquel viejo tango, en la batea que él, hizo para ella, mientras la abuela ensimismada en su cantar, lavaba y de cuando en cuando exhalaba un suspirar fatigoso, mientras aquella disimulada lágrima, ¡ésa!... que nunca brotaba, hacia que el abuelo corriese en su auxilio, y con un salpicón de agua o un mirar adolescente, ambos caían presos de una media risa, la cual nunca entendí. Mi viejo bueno la abrazaba y la abuela lo esperaba con esa mirada dulce, como de seguro lo está esperando, en algún rincón de donde la muerte se la haya llevado. Este pasaje, creo que como cinta repetida, el abuelo lo recorría por su cabeza, mientras la realidad transcurría y el tiempo pasaba. El abuelo, nunca volvió a ser el mismo después de la muerte de la abuela, ya no le prestó mucha atención a este mundo material, su verdadero andar estaba en su cabeza junto con la abuela. Yo sé que para el abuelo, ella lo fue todo y él murió junto con ella y ambos divagaban en la cabeza cana del abuelo.
Al amanecer, el abuelo y yo siempre nos levantamos juntos, ya que dormíamos en la misma cama, en una misma habitación, que con las justas podía pagar el abuelo. Yo me sentía muy orgulloso de el abuelo, lo admiraba en lo que hacía y quería ser igual a él. Yo amaba a mi abuelo, él me crió desde que yo era un niño. Nunca pude quitarme la influencia que traía encima, de él. A pesar, que el abuelo era una persona de poco hablar, casi ni pronunciaba palabra, a las justas asentía con la cabeza, cualquier cosa que yo le preguntaba o quería hacer. La gente lo tildaba de loco, pero yo sabía, lo que había dentro de su cabeza y que su gran corazón no podía pronunciar. Creo que yo fui el único que pude escarbar dentro de él y comprender, la doble vida que tenía que llevar; una a lado mío y la otra que estaba en sus pensamientos, totalmente retraído con la abuela, y pude presentir, que ésta le era, la más placentera.
Una mañana el cantar del gallo nos sorprendió, ya que aún estábamos en la cama. El abuelo siempre era el que despertaba al gallo, pero esta vez, parece que el gallo le ganó. Desperté delicadamente al abuelo y el no respondió, el vigor de mis manos aumentaron para sacudirlo, mientras mi corazón aumentaba su latido. La fuerza de mis manos se fueron transformando en un temblor... mientras mis lágrimas empezaron a brotar, y el abuelo no despertaba. Empecé a llorar estrepitosamente, moviéndolo una y otra vez. El abuelo había muerto, mi cabeza me empezó a dar vueltas y la realidad me empapó de pasajes de mi vida con el abuelo. Terminé llorando desconsoladamente sobre su cuerpo frío, después me llegó una paz, y casi sin fuerzas, me acurruque, abrazando al abuelo y me quede dormido a lado de su cadáver.
Abrí los ojos y era de madrugada, volví la mirada para ver si estaba mi abuelo, y en su lugar había un niño, que me miró cándidamente y me dijo "buenos días abuelito", yo asentí la cabeza y el gallo dio su primer cantar.
Datos del Cuento
  • Categoría: Tradicionales
  • Media: 4.67
  • Votos: 42
  • Envios: 2
  • Lecturas: 9743
  • Valoración:
  •  
Comentarios


Al añadir datos, entiendes y Aceptas las Condiciones de uso del Web y la Política de Privacidad para el uso del Web. Tu Ip es : 184.73.14.222

0 comentarios. Página 1 de 0
Tu cuenta
Boletin
Estadísticas
»Total Cuentos: 20.882
»Autores Activos: 135
»Total Comentarios: 11.729
»Total Votos: 908.439
»Total Envios 41.545
»Total Lecturas 38.897.969