Busqueda Avanzada
Buscar en:
Título
Autor
Cuento
Ordenar por:
Mas reciente
Menos reciente
Título
Categoría:
Cuento
Categoría: Románticos

El amor en Abril

Durante el año 1982, se habian comprometido. para algunos era una antiguedad, sino el comienzo de un compromiso serio. Tenian ideas propias de la pareja, aún siendo jóvenes. se llamaban Mariela y Daniel, ellos siendo todavia jóvenes participaban de sus propias actividades. Daniel era un joven aviador, arriesgado con temple de acero; Mariela una joven maestra que enseñaba historia a sus alumnos. Daniel tenía horas de vuelo y lo habian ascendido en su rango de oficial de la fuerza. Estaban contentos, con sus propias vidas. Planeaban su casamiento como aquellas parejas felices de poder convivir, cuando el amor es correspondido. Nunca compartían por principios filosoficos, la convivencia. Ellos planteaban con inteligencia que eso no era ningun compromiso, como hace la mayoria de los jóvenes, sino funciona me separo. Sabian que traer hijos al mundo no es tarea sencilla. Sus amigas se reian de esa mentalidad anticuada, pero como toda gente leida e instruida. Sabian con conocimiento, la problemática social de traer hijos al mundo sin padre ni madre. Un dia un dos de Abril, sin mediar muchas explicaciones comienza la guerra de Malvinas. Daniel eufórico y comprometido como adulto con su patria. Es llamado a ingresar las filas para ir al combate.
Alli Daniel le dice:
- Mi querida Mariela estoy en la lista para salir a volar a la guerra con mis compatriotas.
Mariela le contesta:
-Estoy confundida amor, nuestros proyectos de vida ¿Donde iran a parar?
Daniel tratando de no preocuparla le dice:
- Creo en dios amor mío, creo en mi como hombre y ademas si la muerte me espera, vos llevaras mi nombre, sabras que luche y viví con mis principios.
Mariela confundida sin dudar le dice:
- te amo lo demas no importa, viviremos esas horas y dias hasta el último instante.
Carlos: - cuando vuelva te iré a buscar y nos casaremos, te amo y no deseo un recuerdo como viuda de un aviador. estos anillos, seran una muestra de nuestro amor.
Un día, de manera imprevista solicitan un vuelo sin informar a nadie de su partida.
Mariela al no tener ninguna comunicación, llama alos padres de su amado y le dicen:
Salió sin informarmos a donde, solo sabemos que estara con diós.
Pasó el tiempo, sin tener ninguna noticia de su amado, llegaban informaciones aterradoras, como toda guerra y su nombre en ninguna lista.
Mariela con su pesar a cuestas y la incertidumbre por su amado. Juró encontrarlo vivo o muerto, sus amigas quisieron consolarla. Como toda mujer sin saber del amor.la incitaban a salir con jovenes, para no pensar. Pero ella aguardaba a su amado sabiendo que era un hombre integro. De esos que no se encuentran en un baile, o simplemente para pasar una noche.
En la listas de los caidos él no figuraba, nadie sabía de Daniel. Su incertidumbre fué creciendo, lo esperaba, con ese amor sencillo sin aditamentos ni malicia como tiene ser, el verdadero amor.
En uno de esos días, alguien golpea a la puerta. Era su amado, sus ojos brillaron limpidamente. Su alegria hizo estallar a todos los presentes, Era su Daniel, había vuelto del infierno. Donde dios no existe, solo los hombres de buena voluntad. Peleando codo a codo en sana camaradería.
Mariela le dice:
-!Daniel! te esperé con mi corazon abierto, sabiendo que volverias a mi.
- Daniel habia madurado precozmente, ya conocía la vida y la muerte. como aquellos que dicen con esa suficiencia ! que saben de la muerte cuando uno coquetea con ella.
Alli la tomó entre sus brazos, diciendole : querida mia en el avión solo recordaba tu cara, llevaba una foto nuestra puesta enfrente; solo para recordarte y saber que tenía que volver. Así peleé con el enemigo viéndote cada día y noche.
Entre lagrimas se abrazaron, ella por delicadeza nunca le preguntó como fué ese infierno.
Sabía que ese recuerdo, había desgarrado su corazon. su mirada, sus ojos no tenían ese brillo. Ella detallista miraba, cuando su querido hombre, al ver las noticias se movia nerviosamente, como recordando el ayer.
Lo esperó, sufrio y lucho junto a Daniel. Para saber que la espera, no es interminable cuando se ama profundamente. Aprendiendo que despues de todo sufrimiento, viene el placer de saber que se está vivo y amandose, como ellos lo hicieron.
Datos del Cuento
  • Categoría: Románticos
  • Media: 5.34
  • Votos: 50
  • Envios: 4
  • Lecturas: 2125
  • Valoración:
  •  
Comentarios


Al añadir datos, entiendes y Aceptas las Condiciones de uso del Web y la Política de Privacidad para el uso del Web. Tu Ip es : 35.172.217.40

1 comentarios. Página 1 de 1
aida
invitado-aida 03-05-2004 00:00:00

muy lindo espero sigas edificando mi rancho con tus palos.aida

Tu cuenta
Boletin
Estadísticas
»Total Cuentos: 21.048
»Autores Activos: 136
»Total Comentarios: 11.730
»Total Votos: 908.451
»Total Envios 41.547
»Total Lecturas 40.001.285