Busqueda Avanzada
Buscar en:
Título
Autor
Cuento
Ordenar por:
Mas reciente
Menos reciente
Título
Categoría:
Cuento
Categoría: Misterios

El Virus Extraterrestre

Algo extraño pasó en un bosque forestal de Kansas City...

AÑO 1991. Jack Oliveri era un adolescente de 17 años, apasionado por el tema de los ovnis y los extraterrestres. Sin duda, él era mi mejor amigo y yo me mostraba escéptico en el tema ovni. Él siempre tenía un único tema del que hablar, y yo pues me aburría de tratar la misma temática que a él le obsesionaba.

Un dia, Jack me incitó a dar un paseo por una urbanización forestal de Kansas City que según él, se hallaba oculta una base secreta militar donde se suponía que realizaban experimentos genéticos extraterrestres...(la obsesión de Jack le había enfermado con el tema de los ovnis, pensé yo).

AÑO 1991, Urbanización Forestal. Jack se mostraba feliz de haber llegado a la urbanización. Saludaba a toda aquella persona que se encontraba por nuestro camino (todas las personas eran desconocidas para mí, parecía que para él todas eran conocidas).
Él me guiaba por el terreno forestal para conseguir encontrar la base secreta militar...pero... ¿Cómo sabia dónde se hallaba la base secreta militar si era una zona de alto secreto?
En poco tiempo Jack consiguió llegar a la zona restringida de alto secreto donde se hallaba un poste que decía: "NO PASAR. ZONA RESTRINGIDA MILITAR". Él sabía por dónde pasar sin ser descubierto y me dijo: "Mejor que te quedes aqui para esperar. Cuando yo encuentré el atajo secreto te avisaré". Yo confiaba en él y le hice caso. Pasaron varios minutos y se me hizo angustiosa la larga espera. Me decidí de alejarme y retrocedí para volver a casa pero...un hombre se interpuso en mi camino diciendo: "Tu debes ser el amigo de Jack, ¿verdad?". El hombre tenía un uniforme militar y tenía una etiqueta estampada en el uniforme dónde se mostraba un dibujo de un extraterrestre. Él continuó hablando: "Tu amigo Jack te está esperando y te quiere dar una gran sorpresa". El hombre me condujo forzadamente hacia dentro de la base militar.

Una vez dentro de la base militar, varias personas se identificaron como miembros del Departamento de Defensa de Estados Unidos. Me obligaron a sentarme en una espécie de tribunal de justicia (parecía que querían realizar un juicio contra mí) pero realmente ellos deseaban que yo percibiera el aspecto físico de mi amigo Jack: realmente Jack era un humano-extraterrestre, expuesto a un virus extraterrestre que le fue inyectado para completar la metamorfosis de humano a extraterrestre. A mi amigo Jack lo estaban "esclavizando" según me informó un miembro del Departamento de Defensa: "Usted se preguntará el porqué le hemos inyectado el virus extraterrestre a su amigo Jack...Pues verá, realmente nostros estamos siendo amenazados por ellos. Nos dicen que quieren ampliar sus razas extraterrestres y necesitan a unos cuantos humanos para que se les inyecten el virus de metamorfosis. Si nosotros no lo hacemos, ellos amenazarán el planeta con una invasión, dónde todos los humanos seremos condenados a transformarnos en extraterrestres gracias al virus...ahora solo faltas tú".

En ese momento yo me puse en tensión y dije: "Me retiro. Yo no acepto que me inyecten ese virus de metamorfosis...pero...¿lo aceptarían con mi hermana?". El hombre se quedó pensativo y contestó: "Veo que haces buena amistad con tu hermanita. Deseas quitártela de encima. Esta bien, aceptamos. Véte a tu casa a secuestrarla y la conduces aqui. No tardes...ya sabes, que ellos nos amenazan con la invasión".

Me fui angustiado de la base militar. La verdad, secuestrar a mi hermana para vendérla a los extraterrestres...eso yo nunca lo haría. Solo deseaba regresar a mi casa sano y salvo, y no volver a la base secreta militar nunca más...

AÑO 2002. Han pasado 11 años y...la amenaza de los extraterrestres todavía no se ha cumplido o ¿nunca se cumplirá?

La verdad es que recibí una carta anónima que decía: "Han pasado 11 años. Todavía no has cumplido con tu promesa. Tarde o temprano la invasión se hará realidad. A lo mejor tienes la suerte de no vivir la invasión porque estarás descansando en una lápida.....¡Ah, se me olvidaba! Tu ex-amigo Jack ya ha completado su metamorfosis. Ahora te está buscando porque continua queriendo ser tu amigo, pero deberás ser uno de ellos. Si no aceptas el trato, él te matará porque está siendo controlado por el ente de los extraterrestres. Acepta la raza extraterrestre y no seas racista. Si no eres racista, demuéstralo. Conviértete en uno de ellos."
Datos del Cuento
  • Categoría: Misterios
  • Media: 5.88
  • Votos: 52
  • Envios: 2
  • Lecturas: 4988
  • Valoración:
  •  
Comentarios


Al añadir datos, entiendes y Aceptas las Condiciones de uso del Web y la Política de Privacidad para el uso del Web. Tu Ip es : 54.221.145.174

0 comentarios. Página 1 de 0
Tu cuenta
Boletin
Estadísticas
»Total Cuentos: 20.886
»Autores Activos: 135
»Total Comentarios: 11.729
»Total Votos: 908.439
»Total Envios 41.545
»Total Lecturas 39.190.476