Busqueda Avanzada
Buscar en:
Título
Autor
Cuento
Ordenar por:
Mas reciente
Menos reciente
Título
Categoría:
Cuento
Categoría: Sin Clasificar

Compañías

tuve un encuentro... estaban a mi lado dos seres muy queridos... la realidad y el otro era el sueño... ambos vivíamos en el mismo lugar durante mucho tiempo... y aunque muchas veces chocamos el uno contra el otro, al final, seguíamos juntos... he de decir que tenía mas predilección por el sueño que por la realidad... pero no podía vivir sin ambos... una noche en que el mundo y la existencia estaban de nuevo en duda, ambos se acercaron a mí y me dijeron verdades que jamás olvi...daré...
no debes de perder las esperanza, dijo el sueño... y jamás debes rendirte ante la adversidad... mira que mañana será otro día y el pasado tiene una lastre muy pesado como para que lo cargues por mucho tiempo... y esto del tiempo es cosa del miedo al final del camino, pues, nadie sabe para quien trabaja... tan solo vivimos y soñamos en un mundo mejor sin saber que ya todo está en su lugar perfecto... ama todo cuanto hagas pues así se vive mejor...
la realidad observaba y no tardó en mandarme mensajes como imágenes que aparecían ante mi ser, llenándome de tristezas y otras de alegrías... ciertamente, me dijo, debes de saber que todo terminara una mañana, así como la vida o el día y la noche... y el cuerpo ya gastado nos pasará la cuenta y hay que pagarla... ya sabes que somos expertos en complicarnos la existencia y luego, hay que coger todos los trastes rotos y echarlos a quien nos de algo mejor... esto del tiempo es como una mujer bonita... mientras dure, es fantástico, pero, como todas las flores, habrá un instante en que se marchitara... y esto nada lo va a cambiar... debes mirar objetivamente las cosas... entiende que este camino si se va complicando mas y mas, quiere decir que por allí no está la salida... y entiende que el final de todo es como el atardecer... todo se llenará de oscuridad y lentamente las puertas de estos sentidos empezarán a cerrarse... es así...
les escuchaba y algo dentro de mí también... un sentimiento afloró como un perfume de mi corazón y me embriagó ante su belleza... y sabia que mi vida empezaba a cada instante, como las olas vivas del aliento que mojan las arenas secas de toda existencia...
encendí la radio y la música rompía la armonía del silencio... y todo se hacía bello, pues, no hay nada mas hermoso que este instante en que respiro aliento tras aliento...

Datos del Cuento
  • Autor: joe
  • Código: 45036
  • Fecha: 31-07-2017
  • Categoría: Sin Clasificar
  • Media: 10
  • Votos: 1
  • Envios: 0
  • Lecturas: 111
  • Valoración:
  •  
Comentarios
0 comentarios. Página 1 de 0
Tu cuenta
Boletin
Estadísticas
»Total Cuentos: 17.778
»Autores Activos: 122
»Total Comentarios: 11.660
»Total Votos: 908.435
»Total Envios 41.554
»Total Lecturas 35.434.809